5 grandes hallazgos científicos que resultaron una farsa

Compártelo con
Compártelo con
15/09/16
5 descubrimientos científicos que fueron un engañaron a la humanidad

La historia de la humanidad se ha visto beneficiada con los grandes descubrimientos. Fueron científicos, investigadores, historiadores, etc, los que se aventuraron y lo dieron todo por teorías que ellos creyeron. Al principio, mucha gente se opuso o les decían que estaban locos, es el caso de Galileo Galilei, Albert Einstein o Stephen Hawking.  Solo ellos podían creer en su instinto y en su capacidad. Pero ¿qué pasa cuando estos descubrimientos son una total farsa? Los fraudes científicos se aseguran como verdades, en un principio, pero luego cuando no se pueden demostrar se deben aceptar culpas. El engaño, la mentira, la decepción salen a la luz, y estos “investigadores” quedan como lo que son: unos farsantes. Esta es una lista de los 5 fraudes científicos más sonados de la historia.

NO TE LO PUEDES PERDER: LOS GRANDES MISTERIOS DE LA HUMANIDAD QUE NADIE PUEDE DESCIFRAR

1. Los gigantes de la Biblia

5 grandes hallazgos científicos que resultaron una farsa

Una figura humana de más de 3 metros de alto y que pesaba alrededor de una tonelada, sorprendió al mundo el 16 de octubre de 1869, cuando en una granja de Cardiff fue descubierto. Muchas especulaciones aseguraron que eran los restos de un hombre que existió por las aguas de un pantano y que su origen residía de un pasaje de la Biblia. "Había Gigantes en la tierra en aquellos días". La prueba que demostraba la verdad del artículo se encontraba en Génesis 6:4 del Antiguo testamento. Años después, un comerciante llamado George Hull aseguró que él mismo había elaborado  a ese “hombre” que era, en realidad, una escultura de yeso. Era, aseguró, una obra contra todos los fundamentalistas.

2. La tribu de Tassadays no era tan cavernícola

5 grandes hallazgos científicos que resultaron una farsa

Un político filipino aseguraba que se había tenido contacto con una tribu que había permanecido aislada del mundo. Él mandó a construir un muro alrededor de los cavernícolas para protegerlos del mundo. Sin embargo, esta gran farsa llegó a su fin cuando un antropólogo y un periodista se unieron en una investigación para llegar a la verdad. Descubrieron que “los cavernícolas” eran unos aldeanos a los que las autoridades filipinas habían convencido para que se hicieran pasar por aborígenes para obtener dinero.

LO VEO Y NO LO CREO: ¿EXISTE VIDA EN OTROS PLANETAS? ESTE VIDEO MUESTRA CÓMO HALLAR EXTRATERRESTRES (VIDEO)

3. Willian T.Summerlin y los trasplantes de piel coloreados

5 grandes hallazgos científicos que resultaron una farsa

Era el año 1970 y este científico había logrado algo increíble para la época en el mundo de los trasplantes: un injerto de piel de una persona blanca a una negra sin aparente rechazo. Desde entonces, tomó fama mundial. Llegó a trabajar en el prestigioso instituto neoyorkino Sloan-Kettering. En este lugar le pidieron que haga una demostración de su técnica, la cual consistía en cultivar la piel en un plato de nutrientes semanas antes de la operación, y trasplantó la piel de dos ratones negros a dos albinos. Pero la piel de los ratones no tardó en blanquearse por que este hombre optó colorear de negro la piel injertada. Al ser descubierto su reputación se vino abajo.

4. El video inédito: la autopsia de un alien

La vida extraterrestre es una obsesión del hombre.  En 1995 se emitió un video en que se veía como se hacía la autopsia a un alien. La grabación era de 1947 y por esa fecha ocurrió el incidente de Roswell en el que cayeron restos no identificados del cielo en un rancho de Nuevo México. Según las autoridades, aseguraron que los militares americanos habían capturado a un extraterrestre y lo habían mantenido prisionero. Pero claro, este supuesto contacto con un alien era mentira. El productor de cine Ray Santilli aseguró que él había participado en ese fraude por una gran suma de dinero. El extraterrestre era un muñeco de látex relleno de vísceras y sesos de cordero y cerdo.

5. El hombre de Piltdown, el eslabón perdido que nunca existió

5 grandes hallazgos científicos que resultaron una farsa

Siempre se pensó que faltaba una fase en el proceso de evolución del mono al hombre, y parecía haberse encontrado en 1912. El arqueólogo Charles Dawson presentó los restos que se habían hallado en Sussex, Gran Bretaña. Se trataba de un gran cráneo humano con la mandíbula de un simio. El mundo científico denominó al nuevo homínido como Eoanthropus dawsoni y datado con 500.000 años de antigüedad. Solo después de 40 años se dio con la verdad. Expertos del Museo Británico aseguraron que era falso. El cráneo tenía solo 50 mil años de historia. Al cráneo se la había añadido una mandíbula de un orangután que había sido teñida de los mismos colores para que la historia encajara. Fue un duro revés que demostró la importancia del tratamiento químico y el resto de análisis a los huesos para determinar la autenticidad.